Cuentos — 07 abril 2014


Estaba yendo a lo de un amigo. En el camino pasé por un cruce de calles importantes, y había una pequeña trifulca. Me quedé tratando de averiguar qué estaba pasando.
-No hay coca! – me dijo uno – Dijeron que iba a haber coca cola por 2 años mínimo, y ya no queda!
-A mi me dijeron que quedaba como para 18 años más, pero fue puro cuento – dijo otro.
Es cierto que hacía calor, pero hasta ese momento no me había dado cuenta. De repente, me empecé a preocupar por una sequía, no de coca cola, sino de agua.
-Uy, – pensé para mis adentros – el quilombo que se va armar si hay sequía de agua…

Articulos Relacionados

Una noche especial

Una noche especial

marzo 19, 2016
El reencuentro

El reencuentro

marzo 10, 2016
Teléfono descompuesto

Teléfono descompuesto

junio 27, 2014
Restaurante en el norte
Trabajo atrasado

Trabajo atrasado

marzo 01, 2014
Clases de ética

Clases de ética

diciembre 17, 2013
No puedes pasar

No puedes pasar

diciembre 17, 2013
Cachorros

Cachorros

octubre 25, 2013
Bicicletas

Bicicletas

octubre 24, 2013
Vómito  de perfume

Vómito de perfume

octubre 21, 2013

COMPARTIR ARTICULO

El Autor

inSensato
inSensato

Miembro de la Comunidad del Anillo. En el puente de Khazad-Dum, Gandalf dio instrucciones precisas a quienes se encontraban allí: "Huid, insensatos." Al igual que mis hermanos, salí corriendo, y desde entonces me dedico a huir: de Moria (de las minas enanas y de Casán), de la Tierra Media, de las responsabilidades. La escritura es una buena forma de huir, y de respetar el último deseo del gran mago Gandalf.